¡Fuera de mercado!

Acabamos de estrenar la primavera y las primeras golondrinas ya están entre nosotros. Estas cercanas aves pasan el invierno en el norte de África y la primavera y verano en Europa, muchas de ellas entre nosotros.

  • ¡Por favor, Luis! ¿No se te ocurrirá hablarnos de ornitología?
  • ¡Qué va! Hoy hablaremos de búsqueda de nuevas oportunidades.

Estas aves buscan las mejores condiciones para su vida. Ni soportan los tórridos veranos africanos ni los crudos inviernos europeos. Ojalá pudiésemos ser como ellas y buscar siempre las condiciones idóneas para el empleo.

Luis Juli Aydillo

¡Fuera de mercado!

El pasado jueves recibí una llamada. Una consultora me debía dar una mala noticia. Después de un proceso de selección, acompañado de un currículo en que cubría sobradamente el perfil solicitado, aportando numerosas y valiosas referencias, la persona que me llamó me dijo:

  • Luis, con 57 años estás fuera de mercado.

Mi primera reacción fue de tristeza inmensa, ver una vida que te va cerrando puertas. Una ira en la que me hubiese “comido” a quien tuviese por delante y miedo, mucho miedo por un futuro incierto. Si me quedo ahí, ese jueves me hubiese hundido… Por fortuna para mí, me niego a la evidencia de estar fuera de mercado. Llorar y lamer mis heridas no me dará trabajo ni consuelo. Afortunadamente vinieron a la mente las golondrinas:

  1. Deja de mirar el problema y enfoca la solución. No te quedes mirando al sol, te quemarás. Deja de mirar a las puertas cerradas. Mira las que se pueden abrir. Busca, busca y busca y cuando te canses sigue buscando. Si las golondrinas se cansan tras unos cientos de kilómetros ¡se mueren!
  2. No te quedes quieto. Si no encuentras empleo en lo que buscas ¡cambia! La golondrina no encuentra en invierno calor en Europa, por eso cambia de sitio. Haz lo mismo, busca otra forma de empleo. Ya sé que es difícil, pero el autoempleo es una alternativa, por ejemplo.
  3. Busca ejemplos de éxito similares a tus condiciones. Las golondrinas vuelan en bandadas, van hacia el destino. Si se quedan mirando los cadáveres de los que se no emigran… se unirán a ellos. No te “cebes” en los que no encuentran trabajo. Busca los que SI trabajan.
  4. Rodéate de gente positiva. Vuela con los que QUIEREN llegar a tu destino. Si eres golondrina, volar con las gaviotas no te solucionará el problema. Fíjate en los que comparten circunstancias con las tuyas y han llegado.
  5. Quejarte del “entorno” no te dará trabajo. La crisis, los años, o las elevadas cifras de paro son realidades, pero hablar de ellas no te dará un trabajo. Si la golondrina se queja del frio y no vuela para huir del invierno… se congelará.
  6. Prevé el futuro. Puede ser que ahora estés muy a gusto, pero piensa que al cambiar la estación debes cambiar de ubicación. No existen (casi) ya los empleos fijos por 40 años. Las golondrinas que están muy a gusto en el alero de mi casa… se marcharán de nuevo al llegar el otoño. Planifica un futuro con muchos cambios.

He acabado hablando de búsqueda de oportunidades laborales partiendo de las golondrinas. Estos bonitos animales están asociados a buenos augurios, son símbolo de fidelidad, de fertilidad y de buena suerte. Espero que, al igual que las golondrinas, tu búsqueda sea muy fértil en resultados. Por cierto, esta tarde he estado hablando de dos proyectos diferentes y muy creativos, uno con Mónica y otro con Silvia. No hay nada como buscar y no desfallecer para ver la luz al final del túnel. ¡Si buscas encuentras!

Para finalizar resuena en mis oídos Manolo García y sus Pájaros de barro. Uno de sus versos nos dice Hoy son pájaros de barro que quieren volar.

©Luis Juli Aydillo       

Recuerda, si te gustó la entrada la puedes recomendar.

Me encantará leer tus comentarios.

Si te gusta el blog te puedes suscribir.

¡Muchas gracias por leerme!

 

Anuncios

Acerca de luisjuli2

Coach, inquieto y muy curioso. 28 años en la industria farmacéutica.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

53 respuestas a ¡Fuera de mercado!

  1. antoncaes dijo:

    A veces me asustas con tanto positivismo, ¿será real? o solo es la imagen que pretendes dar, luego sigo leyendo y veo que si que es cierto, que eres una persona positiva y donde otros se hubieran hundido en las tierras movedizas tu buscas una liana de la que sostenerte y alzarte de nuevo. Feliz día amigo Luis y como dice la canción “no cambies no cambies”.

    • luisjuli2 dijo:

      Muchas gracias por tu comentario Antonio. Muchos creen que ser positivo es una máscara de cara a la galería. En algunas personas puede ser, pero en mi caso (y en de muchísimos más) es una mera cuestión de supervivencia. Quejarme y llorar o protestar no me va a dar de comer. O reacciono yo o nadie lo hará por mi. Es más sencillo de hacer y de pensar de lo que parece.
      Un abrazo enorme Antonio y gracias por estar ahí.

  2. José Carlos Mena dijo:

    Es cierto Luis pero complicado a la vez. Voy a cumplir 43 años, tengo defícit de idiomas y sí tengo mucha experiencia y formación pero los requisitos para un puestos cada vez son más. Tengo más de 11 años de experiencia en un sector y no estoy cobrando ninguna prestación para emprender formación o autoempleo. Tengo hipoteca, 2 hijos y gracias a que mi esposa es funcionaria tiramos hacia adelante. Veo que todas las puertas se me cierran y abro otras, como la formación, pero me llaman de higo a breva. No me aburro pero me harto algunas veces. El otro día, un simple administrativo de una gabinete jurídico (y yo soy licenciado en derecho y he sido auxiliar administrativo) pedían C1 de inglés (una burrada). Busco, hablo, intento, invento… pero no sale nada y así llevo más de 2 años (a exceptición de algunos cursos y 4 meses seleccionando personal). Es complicado Luis, muy complicado y cada persona tiene su historia. Un abrazo

    • luisjuli2 dijo:

      Sin duda es muy complicado José Carlos. Es más fácil caer en el desaliento. Pero si caemos niños levantamos. Los requisitos que se solicitan, en algunos casos, son meras cribas para eliminar solicitudes. Yo he trabajado en empresas en las que he seleccionado a candidatos que no cubrían los requisitos marcados. Al final todo depende de las personas y de las circunstancias.
      Muchas gracias por compartir tu experiencia José Carlos y te podría desear suerte (que te la deseo) pero mejor te deseo fuerza para seguir, ánimo para levantarte y vista para alcanzar soluciones.
      Un abrazo inmenso

      • José Carlos Mena dijo:

        Aunque a veces me falten las fuerzas, no me rindo y sigo adelante, con el apoyo fundamental de mi familia Luis. Gracias por tus ánimos. Un abrazo

      • luisjuli2 dijo:

        Con tu actitud y el apoyo de los tuyos ya tienes una parte muy importante del camino recorrido. Ahora ya “solo” nos queda que nos ingresen una nómina 🙂
        Miles de abrazos José Carlos

  3. Lecroix dijo:

    Yo tampoco veo muy positivo ese positivismo. En mi opinion, lo primero es comprender que en la mayoria de los casos, el que haya muchos hombres “fuera del mercado” no es una casualidad. Se trata de una forma de discriminacion hacia el hombre de mediana edad autoctono, al que hoy en dia se acosa y se trata de expulsar de la sociedad. Son muchos los q a pesar de la experiencia y conocimientos, muy superiores a los del mercado, no encuentran puerta abierta pues, por diseño, se les han cerrado todas. Por ello, creo q no solo es necesario quejarse, sino que ademas hay q evitar ese positivimo que lleva a pensar incorrectamente que “si no lo consigo, es culpa mia” No. Los dados están cargados y hay que quejarse.

    • luisjuli2 dijo:

      Hola Lecroix. En primer lugar muchas gracias por tu comentario. Diferentes puntos de vista siempre enriquecen. En segundo lugar comentarte que solo estoy parcialmente de acuerdo contigo.
      En efecto, es una discriminación que hay que denunciar, pero es igual de cierto que quejarse y “evitar ese positivismo” del que comentas NO ME VA A DAR DE COMER.
      Yo no considero, en absoluto, que la culpa es mía. Mi objetivo es buscar soluciones para mi, y para aquellos que estén en mi situación. Hablar, quejarse, denunciar, no dejan de ser actitudes “de fondo” que no me conducen a que mañana tenga trabajo. Ni busco las causas ni los por qué, busco soluciones.
      Comparto contigo que las “quejas” deban venir desde la sociedad, desde toda la sociedad. Imagina un accidentado en la UVI por un accidente de circulación, que se está jugando la vida. Tal vez necesite el oxígeno, la transfusión y el oxígeno, ese no es momento de quejarse, a las puertas de la muerte, del estado de la carretera. Definitivamente NO, en la UVI no te quejes. Sobrevive y luego ya hablaremos.

      • Lecroix dijo:

        También parcialmente de acuerdo :). Se puede hacer ambas cosas a la vez, dando prioridad a una cosa o u otra, según la urgencia de la situación como bien dices. En cualquier caso creo q nunca convendría hacer solo 100% queja o 100% supervivencia.

      • luisjuli2 dijo:

        Tienes toda la razón, Lecroix. No es blanco o negro, los extremos no siempre son la solución. Saber equilibrar las alternativas siempre nos dará un plus.
        Me encanta que, partiendo de visiones distantes podamos llegar a puntos de acuerdo. Nos permite incrementar las posibilidades de éxito. ¡Gracias!

      • Lecroix dijo:

        Muy cierto. La verdad es que me has hecho recapacitar con respecto a lo que es la urgencia de cada caso. Ser consciente de una injusticia y combatirla es útil, pero en efecto no da de comer. Una conversación fructifera, Luis. Muchas gracias a ti.

      • luisjuli2 dijo:

        Lo bonito de las conversaciones es que, cuando uno tiene abierta la mente, se buscan puntos de unión. Lo que nos distancia a los humanos lo solemos tener muy claro. Tu conversación me ha hecho reflexionar mucho y también la considero muy fructífera!!!
        Abrazos

  4. Juan dijo:

    Muy buena entrada Luis!! Renovarse o morir…Cada vez es más complicado la verdad, se necesita mucha paciencia, optimismo y capacidad de análisis y autocritica…y aun haciendo todo esto bien, a veces la “vida” nos da la espalda. De todos modos siempre tenemos que seguir mirando hacia adelante con confianza en nosotros mismos. Todo es parte del aprendizaje y con el tiempo encontramos sentido a todos esos momentos difíciles. Mucha suerte Luis, a ti y a todos. Un abrazo

    • luisjuli2 dijo:

      Paciencia, optimismo y capacidad de análisis y autocrítica, que grandes palabras dices Juan. Son los pilares de la búsqueda de soluciones.
      Muchas gracias, Juan, por tu comentario y por tus ánimos.

  5. Luis, muy buen día.
    Admiro tu forma de expresar y más aún la capacidad que tienes de ver lo bueno en cada situación.
    Creo que siempre se abren puertas, o por lo menos, ventanas.
    Son tiempos difíciles, pero hay vida y mientras uno respire puede buscar soluciones y como dices tú, también se puede buscar nuevos caminos, si no hacer lo que siempre has hecho

  6. Este dedo apretó mal…
    Si no haces lo de siempre, seguro sabrás o intentarás hacer otras cosas.
    Te deseo lo mejor para ti.
    Un abrazo.

  7. Yo no entiendo esa frase de que con 57 años estés fuera de mercado. El carácter, las actitudes, aptitudes, saber estar, ser enérgico, conocimientos… no tienen nada que ver con la edad . Como esos jóvenes viejos o esos viejos jóvenes. Yo si tubiera una empresa ese motivo no sería el descarte. Hasta pienso que igual dicen eso porque tienen otro candidato y es lo más cómodo de decir puesto que se habla mucho de eso (a mí hasta me dolería más que me dijeran que estoy fuera del mercado a que hay otro candidato mas adecuado y ya está) 🙂

    • luisjuli2 dijo:

      Muchas gracias por tu comentario Pepa. En muchas ocasiones si son falsas respuestas para cubrir a otro candidato. En otros casos son falsos mitos o una cuestión de imagen. Cuando he tenido que reclutar trabajadores como miembros de mi equipo nunca me importó la edad o los prejuicios. He tenido jóvenes de casi 60 (¡Toño, un abrazo enorme!) o ancianos que no llegaban a los 30. Es un tema de actitud, no de fecha de nacimiento.
      Un abrazo enorme Pepa.

  8. Muy buena entrada Luis!! me ha encantado tu símil con las golondrinas,intentemos abrir el máximo de puertas posibles, aunque a veces se nos resistan y nos abatan. La canción preciosa!! Gracias por compartirla, y mucha suerte con tus proyectos!! un abrazo

  9. Pues todo eso que te has dicho tú y más. Porque eres el único que lo puede hacer y nada ni nadie Irá en busca tuya, tendrás que ser tu. Y ya tienes mucho ganado…mirar ahí fuera con positivismo. Buena suerte y mejor día.

    • luisjuli2 dijo:

      Así es Mar, debe ser uno mismo el que se “busque” las castañas. Y para “buscar” uno debe tener la actitud adecuada. Bastantes dificultades tenemos como para ponernos a nosotros mismos zancadillas “mentales”
      Un abrazo enorme y disfruta de la tarde Mar.

  10. carlos dijo:

    En el momento actual la experiencia profesional, no hay garantía de que la solicite una empresa cuando estás en paro. Creo que conviene tener algunos cuarteles de invierno donde refugiarse. Que eres abogado, pues una FP eléctrica, sería un buen complemento. Un abrazo.

    • luisjuli2 dijo:

      Carlos, todos tenemos nuestros gustos… pero estos gustos no nos aseguran un porvenir en muchos casos.
      Estoy seguro que había muy buenos amanuenses, de reconocido prestigio y grandes referencias… pero hoy no tendrían cabida. Ya nadie busca un amanuense. En nuestra vida actual sucede lo mismo y yo, como Biólogo, me he tenido que reinventar continuamente (y con éxito y gran satisfacción)
      Muchas gracias por añadir un nuevo punto de vista.
      Un abrazo enorme!!!

  11. marisol dijo:

    Muchas gracias por tu ejemplo.Me gustaria poder hacer algo….
    un saludo
    Marisol

    • luisjuli2 dijo:

      Gracias a ti, Marisol!!!
      ¿Me preguntas si puedes hacer algo? Ya lo estás haciendo querida amiga. Leerme y comentar lo que escribo me mantiene despierto, con ganas a seguir hasta alcanzar mi meta.
      Un abrazo inmenso, Marisol

  12. paloma dijo:

    Me encanta la canción y me encanta tu actitud positiva y enérgica ante la vida.

    Un abrazo

  13. Javier dijo:

    Hola Luis, desde hace un año sigo el blog, viendo como escribes no tengo ninguna duda sobre tu profesionalidad . Es una pena que las últimas empresas no te hayan dado una oportunidad. A mi también me gusta ser optimista, estoy seguro que tu situación cambiará pronto. Un abrazo

    • luisjuli2 dijo:

      Muchas gracias por tus ánimos Javier. Si no es una será otra. Tal y como me gusta recordar, cuando tienes un llavero con muchas llaves y solo una buena, la que abre la puerta siempre es la última que pruebas. Tengo que seguir buscando la llave buena Javier.
      Un abrazo enorme y millones de gracias por estar ahí, Javier.

  14. Tyrone dijo:

    Felicidades, me ha gustado mucho este post (tal vez porque me siento algo identificado). Un saludo.

    • luisjuli2 dijo:

      Muchas gracias Tyrone. Me alegra que te haya gustado. Nunca estamos libres de encontrarnos en esta situación. Es bueno saber con qué actitud enfrentarse a ello.
      Un abrazo enorme y que se cumplan tus deseos.

  15. Isabel dijo:

    Luis¡ánimo! Piensa que ellos se lo pierden.A seguir buscando no es fácil a partir de los 40 él mercado laboral ,Pero hay que seguir porque hay que comer. A Veces mos tumban las ilusiones de un puesto concreto ,pero hay que seguir trabajando en lo que se pueda.Y a la.vez seguir buscando en lo que mos gusta…”quedarse en casa lamentandomos no sirve de nada.Así cuando una puerta se cierra se abre una ventana.Siempre aprender hacer de todo ,no tener miedo a.ensuciarmos las manos con el trabajo ,mos puede salvar en muchas ocasiones.Un Saludo

    • luisjuli2 dijo:

      Muchas gracias por tu comentario Isabel. En efecto, quedarse en casa lamentando no nops conduce a nada, o por lo menos a nada bueno. Reaccionar, mantener la actitud positiva y rodearse de energía positiva nos servirán de inestimable ayuda.
      Un abrazo, Isabel, y buena tarde!!!

  16. Buenos días, Uff! menudo tema.
    Hace muchos años tuve una experiencia parecida. Dejé de trabajar porque me negaron la excedencia cuando tuve a mi primera hija. Después de tener a la segunda, me dediqué a buscar trabajo y la repuesta era la misma: querían alguien libre de ataduras porque las mujeres casada y con hijos daban problemas a las empresas. Tenía 30 años. Mi CV no es malo. Como bien dices hay que reinventarse y me preparé en otras materias, no me fué mal, pero es una lucha constante.
    Es bueno ser positivo, eso no quiere decir que todo se vea color de rosa, pero hay que luchar, buscar nuevos caminos y tratar de vivir con esperanza.
    Es verdad que la juventud viene muy, pero que muy preparada y a pesar de ello le cuesta empezar a trabajar y poder independizarse, lo digo por experiencia tengo dos hijas y la mayor ha tabajado en todo lo que ha podido aunque no fuese en su campo, creo que tú la sigues o la has seguido es: Sofista. Lleva ya dos años trabajando en lo suyo la Filosofia. La pequeña que estudió Clasica está buscando trabajo y aprovechando lo que encuentra, que es poco.
    La sociedad en la que vivimos no valora la experiencia, ni el buen hacer, sino el pagar lo mínimo y explotar al máximo aunque tengas una excelente preparación. ¡Es una pena! porque después quieren que se trabaje hasta los 70, cuando si trabajasemos hasta los 65 la SS iría mejor, disfrutaríamos de la jubilación y daríamos paso a los jóvenes que también tienen derecho a tener su trabajo e independencia.
    Quejarse es bueno, a ver si la sociedad despierta de una vez, bueno más que la sociedad de la que formamos parte, los directivos y empresarios.
    Bueno Luis, no desesperes, aunque también es bueno de vez en cuando mandar a la … a más de uno. Ánimo que seguro encontrarás lo que buscas porque no dejas de moverte, de abrir otros campos y demuestras con tus entradas que estás en constante evolución y seguro que encuentras tu recompensa.
    Lo importante, ya lo haces: no morir en el primer intento.
    Te envío ánimo y apoyo para que sigas y te deso mucha suerte.
    Me encanta que haya elegido las golondrinas para esta entrada, ya se ven pocas por los barrios sevillanos, hay que ir al centro para verlas.
    Como siempre “Chapo” me ha encantado tu entrada.
    Un cordial saludo

    • luisjuli2 dijo:

      Muchas gracias por compartir tu experiencia Mariloli. Cada persona es un caso concreto, seas mayor, joven, madre o convaleciente. Cada uno tiene sus dificultades para encontrar una salida laboral. Pero todos tienen el mismo punto en común, o buscas tu salida tu mismo o nadie vendrá a buscarte a casa.
      Es cierto que el mercado laboral ofrece dificultades (hay más personas en edad de trabajar que empleos) pero también es cierto que hay muchos millones de personas más que trabajan que las que están en paro. Por eso soy de los que piensa “¿por qué no voy a ser yo uno de los que trabajan?”
      Una actitud positiva nos ayudará muchísimo más que una negativa. Sin ninguna duda.
      Hablando de otro tema, me alegra saber que es hija tuya Sofista. Nos seguimos!!!
      Un abrazo enorme

  17. rosa garcia dijo:

    Un hombre no puede negar su desaliento, del mismo modo que no puede negar su existencia. Es más, forma parte de ella. Lo único que puede hacer es negarse a caer en el lujo del desaliento, es decir, solamente puede mortificar su tendencia a la autocompasión. Al convertirse en una persona “centrada en Cristo” en lugar de ser “centrada en sí mismo”, tiene la oportunidad de reorientar sus percepciones de manera que ya no podrá ver el desánimo a través de la luz del mundo en su contexto puramente humano, sino por la luz de la gracia y a través de la pasión.
    Si los cristianos viviéramos nuestras vidas en relación con la Pasión, es decir, si nuestra voluntad se mantuviera en una armonía adecuada con la voluntad de Dios, seríamos incapaces de experimentar algo más doloroso que la primera punzada de decepción y sufriríamos solamente aquellos dolores que impone necesariamente el ser parte de la creación. No experimentaríamos desilusiones tras desilusiones, ni tendríamos expectativas falsas de una segunda mejor oportunidad, ni nos arrastraríamos a través de la desesperación, ni sufriríamos el agotamiento, ni tendríamos que aceptar desperdicios.
    Después de todo, ¿cuáles son los motivos del desaliento humano, sino el experimentar una inadecuación y una pérdida? Cualquier hombre se desmotiva por estas dos situaciones: ya sea que al mirar hacia el pasado solo ve una secuencia de infortunios que le han dado forma a su actual fracaso, o porque mira hacia el futuro y contempla un panorama donde no hay seguridad, ni felicidad, ni perspectivas de éxito. Su experiencia de vida le sugiere estas percepciones, por lo tanto, siente, como es comprensible, que la vida es insoportable.

    Esto no quiere decir que la liberación de la desilusión, el desánimo y la desesperación pueden efectuarse por un simple truco de la mente por medio de la habilidad de referir nuestras desolaciones de forma automática hacia Dios, sino que, se debe buscar una conversión gradual y dolorosa del alma para llevarla desde una “auto centralidad” hacia una “Dios centralidad” que lleve una tendencia creciente hacia la confianza. Ya no es estar abatido por ver tanto mal en nosotros mismos, en los demás y en el mundo, sino que nos levantamos de eso y empezamos a ver un bien posible en nosotros mismos, en los demás y en el mundo. La visión se extiende desde un probable bienestar hasta un determinado bienestar. Al ampliar este horizonte que revela lo positivo donde antes sólo se esperaba lo negativo, existe el conocimiento de que el único bien es Dios y que está presente en esta tierra, tan real como lo testifican los que reciben la Palabra hecha carne, no por voluntad del hombre, sino por voluntad de Dios. Si unimos nuestros dolores a los de Cristo, no sólo santificamos nuestras propias almas, sino que las elevamos más allá de los desalientos de la vida, y además actuarán como canales de gracia para las almas de aquellos para los que, como nosotros, Cristo cayó y comenzó de nuevo su camino al Calvario.

    • luisjuli2 dijo:

      Como cada vez que comentas, muchas gracias Rosa, por leerme y dedicar tu tiempo a escribirme estas líneas. Tienes razón cuando hablas de que no podemos negar el desaliento, es cierto, no lo podemos negar. Lo que si podemos hacer es que este desaliento no nos paralice hasta el extremo de esperar que pasen los días sin reaccionar. Cada uno tiene su manera de superar estas situaciones, la Fe, sin duda alguna, es una manera de salir de esa situación, pero no la única. Como dice el refrán y me gusta repetir, “A Dios rogando y co n el mazo dando”.
      Un abrazo enorme y buena semana!!!!

  18. rosa garcia dijo:

    Se me ha olvidado mandarte un abrazo que te envío tan pronto como me he dado cuenta.

  19. María dijo:

    Tu actitud, Luis, es envidiable. Solo por eso, ya te mereces tener toda la suerte del mundo. Y espero que así sea.
    Un abrazo grande.

  20. pakosalguero20 dijo:

    Reblogueó esto en ciberp@ko 3.0.

  21. MJBeristain dijo:

    Luis, te mando desde el alma un abrazo con todos los ánimos posibles. Nunca sabes por dónde te dará el “buen aire” cuando estás en dificultades. Pero como bien apuntas, no cedas, sigue, sigue. Tú lo sabes mejor que nadie, tú nos ayudas a entenderlo cada día con tus mensajes. No viene a cuento que te cuente mi experiencia pero no cedas. Espero que ese proyecto que tienes a punto de cristalizar te llene con ilusión y confianza para seguir adelante. Un cariñoso abrazo.

  22. Que entrada tan motivadora Luis, te quiero compartir mi experiencia personal, cuando me gradué, necesitaba conseguir un empleo pronto, fui a unas cuantas entrevistas y nada… me quejaba todo el tiempo y me recluía en mi casa, dormía todo el día y por las noches miraba tv, ¡Estaba deprimida!, hasta que un día tome las riendas de mi vida, y me fui sin cita previa a conocer al coordinador del sistema médicos de empresa, me vestí adecuadamente y me presente sola, ese día la secretaria de él había faltado y necesitaba unas cartas, me ofrecí de inmediato a hacerlas, aunque soy Médico hice por tres días el trabajo de la secretaria ausente, y luego él me recomendó para un trabajo y aquí estoy desde ese día, no se que hubiese pasado si no hubiera tomado la determinación de ir, quizá estaría aun durmiendo en el día, auto compadeciéndome por mi mala suerte, creo que con una actitud positiva y seguros de si mismo podemos lograr nuestras metas y mucho más.

    Saludos y gracias por esta entrada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s